Rotoscopio

El rotoscopio es una máquina que permite a los animadores diseñar imágenes para películas de animación, tradicionalmente películas de dibujos animados, aunque puede usarse para ciertos efectos especiales (como los sables láser de la película Star Wars, de 1977). Aplicado a un dibujo animado consiste, esencialmente, en reemplazar los fotogramas de una filmación real por dibujos «calcados» sobre cada fotograma. Así se transmite al dibujo la naturalidad y secuencialidad de movimientos, expresiones, luces, sombras y proporciones propias de la filmación original que sirvió de base para la animación. A la técnica de animación mediante el uso de un rotoscopio se le llama «rotoscopia», «rotoscopiado» o «rotoscopado». El soporte de fotogramas original sobre el que se trabaja en un rotoscopiado es, en el cine tradicional, una lámina de celuloide transparente (en inglés, un cel, apócope de «celuloide»).

Desde principios del siglo XXI, tras la así llamada «revolución digital», la técnica del rotoscopiado está prácticamente abandonada. Fue reemplazada por otra técnica en la que ya no se trabaja sobre imágenes obtenidas por filmación tradicional sobre celuloide, sino filmadas y grabadas directamente en soporte electrónico digital: la captura de movimiento.

El rostoscopio fue inventado por Max Fleischer. Lo utilizó para su serie Out of the Inkwell a partir de 1912. Fleischer fue ayudado por su hermano Dave Fleischer, quien le aportó su ayuda a partir de 1914.

La razón es el uso de la rotoscopia. En estas películas la técnica de animación utiliza grabaciones de imágenes reales que, posteriormente, se trasladan a dibujo mediante el calco de los movimientos, dando así mayor naturalidad a los movimientos en la película final. Disney ya la utilizó para la producción de Blancanieves y los siete enanitos .

Dado el coste que suponía rodar una escena con actores reales en la primera mitad del siglo XX, con cámaras de celuloide, Disney optó por reutilizar las grabaciones que ya tenía filmadas sus futuras películas a través de la técnica rotoscopia. Con ello, se reducían considerablemente los costes y el tiempo de producción de las películas. Esta técnica fue usada de manera muy breve en la serie de televisión Los Simpson, para el desarrollo del gag del sofá correspondiente al episodio Barthood de la temporada 27.

Captura del movimiento[editar]

En el mundo del cine comúnmente se utiliza esta técnica. Consiste en capturar digitalmente un movimiento real y utilizar la información para transferirla posteriormente a una animación (digitalización del movimiento).

La captura del movimiento real incluye tres pasos:

– Simplificación del modelo: Normalmente los movimientos reales (por ejemplo el lanzamiento de algún objeto) son muy complejos para ser capturados total e íntegramente . Por esa razón primeramente se identifican las partes fundamentales del movimiento (fotogramas claves).

– Identificación y marcado de los puntos de referencia: Normalmente suelen ser las articulaciones de los personajes, marcadas con círculos con, o bien una tela de colores vivos, o una pelota de pin pong, entre otros.

– Realización del movimiento y simultánea recogida de datos: este proceso se lleva a cabo mediante cámaras de vídeo, trajes de datos y otros elementos tecnológico-audiovisuales.

Una vez de ha digitalizado la información, se aplica al modelo generado por ordenador con la intención de controlar su movimiento. Gracias a esta técnica se consiguen movimientos muy realistas, ya que estos derivan de acciones reales no creadas en un inicio por fórmulas o dibujos digitales.